Buscar en diccionario

Buscar por letra
Cerrar teclado

ACELERADOR - Definición - Significado

Se conoce como tal el dispositivo que permite la regulación del caudal de mezcla o únicamente de aire en los motores de combustión interna. Forman parte del acelerador: el mando -normalmente un pedal o bien una pequeña palanca-, el reenvío -de tipo rígido con palanca y tirante, o a veces un cable flexible- y finalmente la mariposa en el conducto de admisión o en el carburador (en las mecánicas que disponen de éste. Los vehículos actuales recurren todos a sistemas de inyección que puede ser directa o indirecta).

En los motores provistos de carburador, la mariposa de acelerador se encuentra en el mismo carburador, regulando así la cantidad de mezcla aire-gasolina aspirada. En los motores de inyección, diesel y gasolina, la mariposa se encuentra en el conducto de aspiración y regula sólo el volumen de aire. El pedal del acelerador está unido a la bomba de inyección y regula directamente la cantidad de combustible (*carburación, *inyección). Algunos motores de muy moderna factura pueden, incluso, evitar la presencia de la mariposa.

Sin la presencia del acelerador los motores suministrarían constantemente la potencia máxima, como sucedía en los primeros tipos del siglo pasado. La limitación de la cantidad de mezcla aspirada, que se adoptó posteriormente, permite reducir el rellenado de los cilindros y entonces, teóricamente, la cilindrada del motor desarrolla de una forma continua y gradual la potencia. En los inicios de la técnica de los motores, cuando el acelerador no existía aún, se usaba un regulador centrifugo para evitar que el motor se embalase cuando giraba en vacío. Sucesivamente se fue introduciendo la regulación por mariposa mandada por una placa dispuesta sobre el pavimento junto a los pedales de embrague y freno. La necesidad de unificar la disposición de los mandos fundamentales motivó el que prevaleciese universalmente la solución del pedal acelerador colocado a la derecha de los otros dos.

Con todo, la forma del pedal ha variado siguiendo los caprichos de la moda y de la inspiración. En otros tiempos había tenido más o menos las dimensiones de los otros pedales, para pasar a ser después unas veces más grande y otras más pequeño, llegando a adoptar la forma de un grueso clavo. Recientemente, se han unificado las formas según criterios más funcionales, distinguiéndose sólo los tipos de articulación: altos y bajos. El mando acelerador manual, en otro tiempo común en los automóviles (especialmente para permitir el calentamiento del motor en los arranques a bajas temperaturas), está totalmente abandonado (su función fue en principio sustituida por el starter, que con el tiempo también desapareció). En los motores antiguos dotados de bomba de aceleración, el pedal del acelerador manda también el accionamiento de ésta.

En los vehículos más modernos y deportivos podemos encontrar pedales de acelerador de los denominados "perforados", que suelen además ser metálicos. En competición tienen sentido para limitar el peso del conjunto y el resbalamiento de los pies del piloto, en vehículos de calle son, sobre todo, un elemento estético para potenciar la imagen deportiva del conjunto.

Etiquetas: A
estrellaestrellaestrellaestrellaestrella5 / 5 - Basado en 5 opiniones
Tu valoración: estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas
Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!
Ver coches de segunda mano
Nuevo buscador de coches