Buscar en diccionario

Buscar por letra
Cerrar teclado

ASFALTO - Definición - Significado

Producto hidrocarbonado derivado del petróleo bruto cuyos orígenes se remontan a las primeras civilizaciones que existieron sobre la Tierra. En efecto, se sabe que ya antes del año 3800 a. C, los sumerios, asi-rios y babilonios, y más tarde los egipcios, hicieron amplio uso de productos de tipo asfáltico, en mezclas con piedras para la construcción de objetos, y para el impermeabilizado de paredes, piscinas y sarcófagos utilizaban asfaltos semilíquidos que afloraban a la superficie en numerosas zonas de Asia Menor entre el Tigris y el Eufrates. '

En realidad, muchos de los productos a que se ha hecho referencia serían propiamente betunes, últimos derivados de la destilación natural del petróleo. Pero tampoco en la actualidad la distinción es clara, de modo que en la práctica betún y asfalto se toman como substancias idénticas. Si se efectúa la distinción apuntada, el betún resulta un producto algo más consistente, como corresponde a un residuo final del petróleo (por destilación natural o artificial). El asfalto se puede definir como una roca calcárea o areniscosa finamente impregnada de hidrocarburos en una proporción del 5-30 % en peso (o valores superiores); estos hidrocarburos actúan como aglomerantes de materias relativamente inertes. En la actualidad, el asfalto se optiene en su mayor parte por destilación artificial del petróleo.

El asfalto se utiliza ampliamente en pavimentación de vías de circulación, aunque el producto que se aplica no suele rebasar el 6-13 % de carburos, dado que proporciones más elevadas obstaculizan su distribución, y las menores impiden la aglomeración ulterior. Desde el punto de vista organoléptico, el asfalto se presenta como una masa viscosa a la temperatura ambiental (25 °C); de color pardo negruzco y traslúcido. Puede considerarse como una substancia de estructura muy compleja, constituida principalmente por hidrocarburos cuyo carácter aromático, nafténico, parafínico o mixto está determinado por la naturaleza del producto bruto de procedencia. En pequeña proporción, el asfalto contiene compuestos orgánicos de azufre y vanadio e inorgánicos de sodio, niquel. hierro, calcio, magnesio, etc. Desde el punto de vista fisicoquímico el asfalto se considera una substancia coloidal constituida, de manera simplista, por una fase oleosa dispersante (maltenos) y una fase dispersa (asfáltenos).

En cuanto a su aplicación, además del valor de su penetración, los asfaltos se caracterizan por otros parámetros, como su fragilidad en frío, la resistencia a los impactos y a los esfuerzos, la ductilidad a bajas temperaturas, la pérdida de peso a elevadas temperaturas, su adherencia a las piedras, su poder impermeabilizante, su susceptibilidad térmica y otras características físicas y químicas que determinan el campo de empleo y prevén su comportamiento. En el llamado «conglomerado asfáltico», el asfalto asume la misión de mantener ligados íntimamente distintos componentes pétreos, distribuyéndose uniformemente sobre sus superficies durante la fase de mezcla a temperaturas comprendidas entre 160 y 180 °C, es decir, cuando el asfalto es un líquido fácilmente manipulable.

La elección del tipo de asfalto y su idoneidad en la mezcla se han convertido en factores de suma importancia, a causa del aumento extraordinario de la intensidad y del tipo de cargas que circulan por carreteras y autopistas. Los investigadores de las sociedades petrolíferas y los técnicos de las empresas de obras públicas se han visto obligados a comprobar, bajo los aspectos técnico y económico, hasta qué límites las pavimentaciones de conglomerado asfáltico están en condiciones de soportar el continuo y a veces ilegal aumento de cargas circulantes a baja velocidad por las carreteras. De los numerosos estudios teóricos y experimentales de laboratorio y de las aplicaciones realizadas también en gran escala, ha resultado evidente que el asfalto puede ser considerado como el producto idóneo para las necesidades tecnológicas actuales y del inmediato futuro, así como el más ventajoso bajo el aspecto económico de los costos de las carreteras en función de su duración. También se ha demostrado que los medios puestos a disposición por la química (aditivos y antistripping, en primer lugar) y la petroquímica (elastómeros sintéticos, poliésteres, resinas, etc.) están en condiciones de contribuir al mejoramiento de las prestaciones del asfalto para cualquier exigencia, manteniendo el aumento de los costos iniciales dentro de límites razonables y reduciendo sobre todo los enormes gastos originados por las manutenciones extraordinarias.

En líneas generales puede decirse que la utilización del asfalto en la construcción de carreteras se orienta hacia los productos denominados «colados» y hacia las placas y ladrillos de polvo de asfalto comprimido. La pavimentación continua de asfalto (solo) comprimido se abandona, por la facilidad de deslizamiento que presentaba para los vehículos a gran velocidad, especialmente cuando el suelo estaba mojado.

Los asfaltos «colados» se extienden en caliente generalmente sobre una base de hormigón; están constituidos por una especie de masilla de asfalto en placas («panes»), junto con gravilla y betún en proporciones adecuadas.

Los ladrillos de asfalto se preparan prensando polvo de asfalto fino y calentándolo. También se colocan sobre una base de hormigón a la que se unen mediante una capa (1-2 cm) de cemento.

Etiquetas: A
estrellaestrellaestrellaestrellaestrella3 / 5 - Basado en 1 opiniones
Tu valoración: estrellasestrellasestrellasestrellasestrellas
Tasamos y compramos tu coche
Te compramos tu coche

 ¿No sabes de que año es tu coche?
 ▸ Calcúlalo a partir de la matrícula

Seguro Express
¡Calcula el seguro de tu coche en
tan sólo 30 segundos!
Ver coches de segunda mano
El automóvil a fondo

Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros . Al continuar con la navegación acepta nuestra política de cookies. Aceptar