ESMERILADO - Definición - Significado

02/11/2010

Operación con la que se trata de conseguir unas superficies con irregularidades superficiales muy bajas, es decir, con rugosidad muy reducida. El esmerilado de superficies planas se efectúa sobre unos planos apropiados llamados esmeriladores, sobre los cuales se distribuyen polvos abrasivos mezclados con aceite mineral; las superficies a mecanizar se frotan contra los planos esmeriladores, variando continuamente la dirección y el sentido del movimiento hasta obtener el efecto deseado. El plano de trabajo está constituido generalmente por fundición y en la práctica es un mármol con acanaladuras en las cuales se recoge el exceso de abrasivo. En función del tipo de abrasivo empleado pueden obtenerse superficies rectificadas, pulidas o simplemente desbastadas.

Para el esmerilado de superficies complejas o de grandes dimensiones, el utilaje debe ser mucho más complicado; en algunos casos el efecto de abrasión se obtiene pulverizando violentamente la superficie con polvos abrasivos; esta operación toma asimismo el nombre de arenado.

También sobre el motor del automóvil se efectúan operaciones y tratamientos de esmerilado.

La operación de esmerilado más conocida es la que se realiza sobre las válvulas y sus asientos en la revisión de la *culata. La finalidad que se pretende es obtener una superficie de contacto entre el asiento y la válvula completamente correcta y sin defectos.

Es sabido que, con el tiempo, por efecto del proceso de combustión se forman depósitos tanto sobre las válvulas de admisión como sobre las de escape; como consecuencia, el contacto entre las válvulas y su asiento se hace defectuoso y discontinuo. En estas condiciones la transmisión de calor entre la válvula y la culata es reducida y, como si esto no fuese suficiente, los frentes de llama se introducen entre la válvula y el asiento acelerando el proceso de corrosión y de quemado. Esto y otros motivos, como por ejemplo el defectuoso reglaje del juego de las válvulas, producen en maneras diferentes los defectos de contacto anteriormente descritos. De todo esto se deriva la necesidad de efectuar la operación de esmerilado; ésta puede ser precedida por un rectificado cuando se note un desgaste notable o signos de hundimientos en la zona de contacto. Este es el caso general, puesto que la revisión de la culata se efectúa después de 30.000-40.000 km de recorrido.

El esmerilado sirve, pues, para adaptar perfectamente las válvulas a sus alojamientos. Generalmente, esta operación se realiza de la siguiente manera:

- Se distribuye sobre los asientos de la culata una pequeña cantidad de pasta abrasiva de carborundo de grano fino, evitando ensuciar el vastago y la guía de válvula.

- Posteriormente, se aplica a la tulipa de la válvula una ventosa unida a un mango apropiado, con el cual se aplica un movimiento alternativo de rotación a la válvula, empujándola al mismo tiempo contra el asiento. La rotación puede conseguirse con el utilaje equipado con un motor eléctrico. El movimiento debe repetirse levantando de vez en cuando la válvula, hasta que las superficies queden uniformemente opacas y regulares.

Después de estas operaciones es necesario lavar perfectamente los asientos y las válvulas con petróleo y después efectuar el control de la retención. La prueba de retención más simple es efectuada por cada par de válvulas, después de haber vuelto a montar la bujía en su alojamiento, vertiendo en la cámara de combustión una determinada cantidad de gasolina que se ha mezclado con azul de metileno. Al cabo de un cierto tiempo se comprueba que no se hayan producido infiltraciones en los colectores de admisión ni en los de escape.

Otra operación de esmerilado que se efectúa sobre el motor es la que realiza en el interior de los cilindros. De hecho, dicha operación constituye el acabado realizado en el cilindro durante el ciclo de mecanizado. Se efectúa con máquinas transferí, mediante mandriles, que llevan 3-4 piedras abrasivas que son empujadas con muelles o sistemas hidráulicos contra las paredes de las camisas; la operación determina un aspecto característico de la falda del pistón.

Los mandriles poseen un movimiento giratorio y otro de traslación, de manera que el utilaje arranque una cantidad mínima de metal y elimine la rugosidad dejada por las operaciones de mecanizado.

El esmerilado no debe rebasar un cierto límite, puesto que un determinado grado de rugosidad favorece la lubricación. Esta misma operación se repite también cuando se efectúa un escariado del cilindro para eliminar las estrías o la ovalización que se hayan producido eventualmente en las camisas.

La operación de escariado debe efectuarse de manera que deje una irregularidad de metal de 0,04-0,05 mm, que es eliminada por el esmerilado empleando un abrasivo de grano fino. A continuación se repasan las camisas con tela de esmeril muy fina, adecuadamente enrollada sobre el esmerilador de manera que, una vez acabada la operación, el diámetro interior del cilindro alcance la cota deseada. Cuando estas operaciones son efectuadas a mano toman el nombre de pulido. El pulido debe efectuarse siempre, incluso cuando se montan aros elásticos y pistones nuevos, procurando eliminar, una vez acabada la operación, cualquier traza de abrasivos. Por el contrario, el esmerilado de los cilindros, sin cambio de los aros elásticos como mínimo, podría ser desaconsejable, puesto que aumentaría el consumo de aceite.

Otra operación de esmerilado es la que a veces se efectúa para la limpieza completa de las bujías. En realidad, se trata de un arenado efectuado ccfn un aparato especial, que consiste en someter el interior de la bujía a un chorro violento de arena silícea, de manera que elimine las lacas y las incrustaciones totalmente.

¿Te ha sido útil esta definición?

Regálanos un +1, haz click en "Me gusta" o Tuitéalo!

¿No es lo que buscabas? Envíanos tu sugerencia o consulta. Enviar sugerencia

Etiquetas: e
  44123

Uso de cookies Utilizamos cookies propias y de terceros . Al continuar con la navegación acepta nuestra política de cookies. Aceptar